Muere Robert Trump, hermano de Donald Trump

Robert Trump hermano menor del mandatario estadounidense murió en Nueva York.

Robert Trump hermano menor del presidente estadunidense Donald Trump falleció a los 72 años. Afirman que Livia Brito pidió ayuda a político para borrar pruebas de sus delitos.

Quiero compartirles con tristeza que mi maravilloso hermano Robert murió anoche tranquilamente. No solo era mi hermano, también mi mejor amigo. Lo vamos a extrañar mucho, pero nos volveremos a encontrar. Vivirá siempre en nuestra memoria. Te amo, Robert. Descanza en paz”, expresó a través de un comunicado.

El presidente visitó a su hermano el viernes en un hospital en Nueva York después que funcionarios de la Casa Blanca revelaran que había enfermado de gravedad. No se ha revelado la causa de su muerte.

Por mucho tiempo empresarios, Robert y Donald tenían personalidades sorprendentemente distintas. Donald Trump llegó a describir a su hermano menor como “mucho más tranquilo y relajado que yo” y “el único tipo en mi vida a quien he llamado ‘cariño’”.

Robert Trump inició su carrera en Wall Street trabajando en finanzas corporativas, pero luego se incorporó a los negocios de la familia, administrando la compañía controladora de bienes raíces como alto ejecutivo de la Organización Trump.

Robert Trump, era dos años más joven que el presidente, tenía problemas de salud desde el mes pasado. Durante las últimas semanas, no habían podido hablar por teléfono, según el amigo de los Trump.

El hermano menor del presidente Trump, dijo en 2016 que apoyaba la candidatura de su hermano “en un mil por ciento”. Los hermanos fueron fotografiados abrazados la noche de las elecciones.

Pero después de eso, Robert Trump fue poco escuchado o visto en público hasta que puso su nombre en una demanda a principios de este julio contra su sobrina Mary Trump en un intento de detener la publicación de su libro, en el que califica a Donald Trump como el hombre “más peligroso del mundo”.

La muerte fue anunciada por la Casa Blanca. Había estado hospitalizado durante varios días. Robert Trump era el callado en comparación con su hermano. A menudo hacía lo que Donald Trump le pedía, absorbiendo las críticas que supuestamente su hermano le lanzaba y permaneciendo leal a él hasta el final de su vida.

Robert Stewart Trump nació en Nueva York el 26 de agosto de 1948, era el menor de los cinco hijos de Fred Trump Sr. y su esposa, Mary Anne MacLeod. El hijo de los hermanos, Fred Jr., murió de una enfermedad derivada por el alcoholismo en 1981 a los 42 años.

Robert Trump no tuvo hijos, pero ayudó a criar a Christopher Hollister Trump-Retchin, el hijo de su primera esposa, Blaine Trump, incluso dándole su apellido. Además del presidente, le sobreviven su segunda esposa, Ann Marie Pallan, y sus hermanas, Maryanne Trump Barry y Elizabeth Trump Grau.

Siendo el más joven de cinco hijos que crecieron en el estricto hogar de Fred C. Trump en Queens, Robert Trump estuvo protegido de parte de la presión ejercida por su padre disciplinario sobre sus hermanos mayores. Nunca fue preparado para hacerse cargo de la empresa familiar de bienes raíces, y quienes lo conocían lo consideraban lo contrario del hermano destacado que finalmente fue.

Después de graduarse de la Universidad de Boston, comenzó a trabajar en Wall Street, en lugar de unirse inmediatamente al negocio familiar. Pero finalmente se fue a trabajar para su hermano como alto ejecutivo de la Organización Trump.

“Se le podría considerar el más tranquilo de los Trump”, dijo Michael D’Antonio, biógrafo de Trump. “Estaba contento de mantenerse fuera del centro de atención”.

Fue la hija de Fred Jr., Mary Trump, fue quien este año publicó unas memorias donde describe su distanciamiento de la familia, en un libro que ofrece un relato muy claro sobre la crianza de Robert Trump.

“Donald había descubierto desde el principio lo fácil que era meterse bajo la piel pálida de Robert y empujarlo más allá de sus límites; era un juego que nunca se cansaba de jugar “, escribió Mary Trump. “Nadie más se habría molestado, Robert era tan flaco y callado que no tenía sentido atormentarlo”.

Donald Trump viajó a Manhattan el viernes para verlo en el hospital, visita que duró poco menos de una hora. El sábado, cuando no se esperaba que Robert Trump viviera mucho más, el presidente llamó al hospital desde su club de golf de Bedminster, Nueva Jersey. Poco tiempo después, el presidente celebró una amplia conferencia de prensa.

El presidente no hizo mención la salud de su hermano, pero en privado estaba deprimido y luchando por comprender la inminente pérdida, según contaron al diario estadounidense The New York Times, los amigos que hablaron con él.

“Tengo un hermano maravilloso”, había dicho el presidente el viernes durante una conferencia de prensa en la Casa Blanca antes de partir para visitarlo. “Hemos tenido una gran relación durante mucho tiempo, desde el día 1, hace mucho tiempo”. De hecho, los dos estuvieron separados durante años, antes de que Trump se postulara para la Casa Blanca.

Con gran pesar comparto que mi maravilloso hermano, Robert, falleció pacíficamente esta noche”, dijo el presidente Trump en el comunicado. “Su recuerdo vivirá en mi corazón para siempre. Robert, te amo. Descansa en paz.”