Biden busca revivir alianza con India, Japón y Australia

Como contrapeso a China, Joe Biden busca revivir la alianza con India, Japón y Australia

El presidente estadounidense Joe Biden sigue moviendo sus fichas en la región del Indo-Pacífico al recibir este viernes a los primeros ministros de India, Japón y de Australia, tras anunciar la semana pasada una espectacular alianza militar entre Estados Unidos, Australia y el Reino Unido.

El mandatario se reunió con Narendra Modi, Yoshihide Suga y Scott Morrison en la Casa Blanca para reforzar un acuerdo estratégico para la región del Indo-Pacífico.

Tras el encuentro con Scott Morrison (Australia), Narendra Modi (India) y Yoshihide Suga (Japón), Biden remarcó los “excelentes progresos” para lograr un Indopacífico “libre y abierto”, en medio de la creciente preocupación por el auge militar y político de China en la región.

”Cuando nos reunimos virtualmente hace seis meses, adoptamos compromisos para avanzar en nuestra agenda compartida y positiva para un Indopacífico libre y abierto. Hoy estoy orgulloso de decir que estamos haciendo excelentes progresos”, afirmó el mandatario estadounidense.

Preescolar Imedi

Joe Biden escuchando al premier indio Narendra Modi durante una reunión de la alianza Quad en la Casa Blanda.

Biden, que quiere contener la creciente influencia de China en la zona, busca revivir el “Diálogo de Seguridad Cuatrilateral”, también llamado “Quad”, y esbozado después del devastador tsunami de 2004 y formalizado en 2007, pero inactivo durante mucho tiempo.

Antes del encuentro y junto al primer ministro indio, en la Oficina Oval, Biden describió el programa del día: “Hoy vamos a hablar sobre qué más podemos hacer para combatir el covid-19, enfrentar los desafíos climáticos y garantizar la estabilidad de la región del Indo-Pacífico”.

El primer ministro de India, Narendra Modi, se reúne con el presidente de EEUU, Joe Biden.

Al reactivar el “Quad”, Biden está de alguna manera buscando el “giro hacia Asia” de la política exterior estadounidense, un objetivo que ya había tenido el ex presidente Barack Obama (2009-2017).

Pero después del anuncio del AUKUS, como se conoce el acuerdo con el Reino Unido y Australia —y de su contrato de submarinos de propulsión nuclear que encolerizó a Francia—, Washington quiere presentar el “Quad” bajo una luz de consenso.

Es un cenáculo “informal” e “íntimo” destinado a “desarrollar mejores canales de comunicación”, dijeron altos funcionarios de la Casa Blanca a periodistas.

No hay un objetivo “militar”, insistieron, asegurando que el “Quad” sería “complementario” a otras iniciativas regionales, en respuesta a una pregunta sobre su articulación con la Asociación de Naciones del Sureste Asiático (ASEAN).

Algunos miembros de esta organización, que integran Malasia, Indonesia, Brunéi, Vietnam, Camboya, Laos, Birmania, Singapur, Tailandia y Filipinas, temen que la ofensiva estadounidense en la región lleve a una escalada con China.

Semiconductores, vacunas, clima

Según altos funcionarios, se prevé que el “Quad” insista el viernes sobre todo en proyectos económicos, ambientales y de lucha contra la pandemia.

Los cuatro socios quieren lanzar una iniciativa para proteger los suministros de semiconductores, esos componentes electrónicos indispensables tanto en lavadoras como en aviones o teléfonos inteligentes, y que industrias en todo el mundo tienen actualmente dificultades para obtener.

También prevén hablar de tecnología 5G, ciberseguridad, intercambios universitarios, proyectos en el espacio, pesca y vacunas.

“Para Washington, el desafío es superar el paradigma de la seguridad y mejorar la posición económica de Estados Unidos en el sudeste de Asia”, dijo Jonathan Stromseth, especialista de la región, en una nota publicada por el centro de investigación Brookings Institution.

Stromseth estimó que el esfuerzo por reanimar el “Quad” es “emblemático” del “enfoque de la administración Biden frente a China, presentado como competitivo cuando hace falta, cooperativo cuando es posible y confrontacional cuando es necesario”. Australia Australia 

El mandatario demócrata mantiene frente a China una línea dura más o menos comparable con de la de su antecesor, el republicano Donald Trump, pero afronta el enfrentamiento con Pekín de otra manera.

Biden, que busca superar el cruce cara a cara entre las dos superpotencias, espera reactivar el juego de las alianzas y alentar a los socios tradicionales de Estados Unidos a tomar posiciones francas frente a China.

Con información de AFP Foto: REUTERS/Evelyn Hockstein